10 de setembre 2007

Berlín revisited

Llevo una semana metida en el Foment, ocupada con los cerrados (de los que ya hablaré otro día), y entre eso y que estoy en plan perro no he escrito nada sobre mi estancia en Berlín. Tampoco fue tan espectacular como cuando fui hace dos años y medio a visitar al Lladini, pero sí que vimos cosas curiosas, y es que en Berlín da igual por dónde vayas: no hace falta buscar frikadas, aparecen solas.

Me ha hecho gracia el post de Lladini sobre Alexanderplatz porque, aunque en la plaza solo estuvimos una vez (para ver a los “hombres salchicha” u “hombres parrilla”), la estación de metro nos la aprendimos de memoria, porque hicimos un montón de transbordos allí. La red de transportes de Berlín me encanta, aunque hay tantos tipos de vehículos que algunos no sabría decir a qué medio de transporte de BCN corresponderían. Los U-Bahn son metros, esa es fácil; los S-Bahn son un cruce entre FGC y Tram pero… ¿algún berliner podría explicarme la diferencia entre Metro y Tram? Alf flipó más con la total inexistencia de tornos y con el hecho de que los alemanes compraran y validaran billetes. Desde luego, es otra mentalidad…

A pesar de que una de las primeras cosas que hicimos en la Meca de los Frikis fue comprar un jarabe para la tos, y pasar por delante del Sage-Club (viernes por la mañana = cerrado:( ) NO fuimos de juerga, sino en plan visita cultural y vacacional. De hecho ni salimos, porque entre secuelas de resfriados polacos, lluvia intermitente y trabajo atrasado, no estábamos para fiestas.

Visitamos lo típico, y no pongo fotos porque no tengo cámara y porque buscando en Google podéis ver las que queráis xDDDD La Puerta de Brandenburgo, el Bundestag, Postdamer Platz… y como buenos amantes de las cosas raras paseamos por Friedrichshain y Kreuzberg. Vimos lo que queda del Muro cerca de la Ostbahnhof, y la exposición sobre la historia de la División, el Muro y la Reunificación que hay en Checkpoint Charlie (donde está el mítico cartel de “You’re leaving the American Sector…”). Me parece bastante lamentable que la gente se dedique a pintarrajear sus nombres y otras chorradas sobre el Muro, de paso ensuciando los graffitis curradísimos que se han hecho. No sé, a mi no me hace gracia y me parece muy poco respetuoso.

Nos alojamos en una zona tranquila al norte de la ciudad, Pankow. Pues bien, ni siquiera allí se está a salvo. Una noche buscábamos un sitio para cenar que no fuera un Bistro o un puesto de kebab, y de repente nos adelantó en bici un tipo increíble. Como no lo pude ver bien, pedí que volviera a pasar, y se cumplieron mis deseosJ. El sujeto en cuestión no tendría menos de 50 años, llevaba melenonas y barba larga, e iba vestido con algo que no se sabía bien si era un camisón de mujer o un vestido de novia poco recargado, una bata raída por encima, y pantalones. A ver, que era mejorable: ni llevaba cascabeles en los zapatos (pero no porque no los haya en Berlín) ni un calcetín en la cabeza, ni supermuñequeras. Aún así, no estaba mal. Se metió en un bistro donde Alf no me dejó entrar porque es un celoso xDDDD y hora y pico más tarde seguía allí en animada conversación con unos colegas.

Mi próxima incursión por el extranjero será a Creta, donde me han contado que hay una leprosería muy interesante y que los lugareños están muy mal. También es probable que me encuentre posters del Lladini o el Galego, porque hace unos años hicieron una performance increíííííííble por esos lares y deben ser más míticos que el Teseo ese.

1 comentari:

Imperioso ha dit...

Aaaay, bella Spinalonga, qué terribles alaridos debieron de soportar tus vencidos muros... No nos engañemos, lo que queda de la leprosería es una ruina tipo El Álamo. Así que olvídate de dejar a nadie allí encerrado, como por descuido... Como complemento a esta nota helénica, advertir que en el metro de Atenas (sí, sí, dije Atenas y no Estocolmo o cualquier otra ciudad "occidental") tampoco hay tornos y la gente valida sus billetes felizmente. Así que me temo que la mentalidad especial tiene que ser la nuestra y no la de los berlineses.

Totalmente de acuerdo con el tema de las pintadas en el Muro. Salvo si dicen "Forza Atleti" o algo parecido, se entiende.